NUEVA YORK (AP) — Las ligas menores de béisbol cancelaron sus campañas el martes debido a la pandemia de coronavirus, y el titular de su organismo rector afirmó que más de la mitad de los 160 equipos estaba en peligro de declararse en quiebra sin asistencia del gobierno ni inyecciones de capital privado.

La Asociación Nacional de Ligas Profesionales de Béisbol, el organismo rector de las ligas menores creado en septiembre de 1901, hizo el anuncio esperado desde hace tiempo. Las ligas menores jamás habían cancelado una campaña.

“Nosotros somos un negocio que depende de la asistencia de los fanáticos a los partidos. No tenemos ingresos por televisión nacional”, dijo el presidente de la Asociación Nacional, Pat O’Conner, durante una conferencia de prensa digital. “En un momento abordamos el tema: Bueno ¿podemos jugar sin aficionados? Esa fue una de las conversaciones más breves en los últimos seis meses. Simplemente no tiene sentido”.

O’Conner calculó que entre el 85% y 90% de los ingresos proviene de la venta de boletos, ventas de productos en las instalaciones de los parques, tarifas de estacionamientos y publicidad en los estadios. El año pasado, 176 equipos de 15 ligas menores atrajeron a 41,5 millones de fanáticos, un promedio de 4.044 por juego.

Los equipos del Béisbol de las Grandes Ligas (MLB por sus siglas en inglés) están planeando una campaña regular de 60 encuentros pero la mayor parte de sus ingresos saldrá de las transmisiones televisivas.

“Tuve una conversación con el comisionado, y nos fue imposible encontrar una vía que nos permitiera disputar encuentros”, señaló O’Conner. “No fue una decisión conflictiva de nuestra parte”.

O’Conner señaló que muchos equipos de ligas menores habían recibido recursos en conformidad con la Ley Federal de Flexibilidad del Programa de Protección de Nómina.

“Eso fue una curita para una hemorragia en una industria”, señaló. “Muchos de nuestros clubes han aplicado una, dos, quizá tres rondas de licencias a sus empleados. En nuestra oficina aquí, hemos tenido diversos niveles de recortes a la paga de directivos, y personal, y hemos puesto también en licencia a algunas personas, y está por venir una segunda tanda de licencias”.

O’Conner expresó confianza en la aprobación de la medida 7023 de la Cámara de Representantes que facilitaría 1.000 millones de dólares en créditos federales reembolsables en 15 años a negocios cuyos ingresos en 2019 hayan totalizado 35 millones de dólares o menos y “tengan obligaciones contractuales derivadas de arrendamiento, renta, pago de bonos de instalaciones deportivas, museos y teatros comunitarios de propiedad pública.

Además, el Acuerdo del Béisbol Profesional entre las mayores y las menores expira el 30 de septiembre, y la MLB ha propuesto reducir el mínimo de afiliados de 160 a 120.

“No hay duda de que la pandemia nos ha debilitado algo económicamente”, afirmó O’Conner. “No creo que haya desafiado nuestra determinación. No creo que haya repercutido en nuestro deseo de mantenernos unidos y conseguir un buen acuerdo”.

No ha habido conversaciones sustanciales durante unas seis semanas.